martes, 23 de junio de 2009

Nunca fuimos algo...



Nunca fuimos algo,
verdaderamente,

significativo,

como para
dedicarnos a soñar,
a desmerecernos por
lo inmenso, llegamos
a ser…

recuerdo,

ensimismado en repetirse cada vez
que me abrazaba la nostalgia
y aun hoy se atreve a tocar mi puerta,

insistentemente,

¿olvidarte? ¡bah!,

no es otra cosa que cerrarla…

Por lo menos mi cordura
permanece intacta,

cuando veo
en aquel pequeño hueco el día
en que te amé prostituyéndose,
como un día cualquiera
procurando ser vivido,
que al final abre la puerta

y se marcha.

Jolie. Todos Los Derechos Reservados.



3 comentarios:

DeaR dijo...

Tu cordura permanece intacta??

La mía no! jeje

Está fuerte el poema, pero, suena dolido también.

SLDS!

PD: ahora si se puede comentar.

Leyddy Dhianna Reynoso Caraballo. dijo...

Jeje, me alegra que asi sea, la gente cuerda deja de vivir muchas cosas.
Muchas gracias por comentarme, por dejar tu huella, es un placer saberte presente.

Besitos y cariños para ti.

Francisco Ivan Pazualdo dijo...

Este poema me ha parecido bastante triste ya de si el titulo lo delata pero tus renglones son preciosos hay grata poesia en lo que leo he disfrutado de tus versos besos Jolie un gran placer estar aqui.